e-CMR como solución para el transporte internacional por carretera después del Brexit

23-01-2020

e-CMR como solución para el transporte internacional por carretera después del Brexit

Se está consumando el Brexit, y seguramente tendrá un impacto en el transporte internacional por carretera desde y hacia el Reino Unido. Aunque todavía no se pueden preveer completamente las consecuencias, la digitalización de los documentos de porte podría desempeñar un papel crucial en el mismo.

El Brexit actualmente es una fuente de inseguridad para casi todos los sectores, ya que nadie puede preveer aún del todo las posibles consecuencias a largo plazo. Esto también aplica a las empresas exportadoras con sede en la UE, que hacen negocios con empresas con sede en el Reino Unido y viceversa. Como el Reino Unido ya no forma parte formalmente del sindicato de la UE al 31 de enero de 2020, tanto las autoridades como las aduanas tienen una fase de transición de un año para discutir y establecer procesos de importación y exportación de bienes. Aunque se mantendrá una cierta inseguridad hasta el final de la fase de transición, dado que el Reino Unido ha ratificado el protocolo e-CMR en diciembre y la UE está trabajando en el establecimiento de un sistema aduanero totalmente digital, es probable que el futuro del papeleo para los transportes hacia y desde el Reino Unido también sea digital. Ridvan Taci, el experto en aduanas de la asociación holandesa Beurtvaartadres está convencido de que el e-CMR desempeñará un papel importante en la búsqueda de soluciones para todos los asuntos del Brexit relacionados con las Aduanas y aconseja a las empresas que comiencen a buscar soluciones digitales ahora: “Actualmente, todavía hay tiempo suficiente para analizar soluciones digitales e integrar una solución, como el e-CMR de TransFollow”. Una vez que se hayan ajustado las reglas del Brexit y la digitalización comience a funcionar, será mucho más difícil para un transportista ponerse al día de repente frente a competidores que hayan comenzado el proceso antes ”.

Brexit como fecha límite para la digitalización

A partir del 1 de Febrero se 2020 se abre una fase de transición de un año, en la que las empresas aún se están retrasando en tomar medidas, esperando a ver que es lo que va a pasar. “Las Aduanas de la UE están listas para establecer nuevos procesos. Han estado trabajando en transportes internacionales por carretera con países no pertenecientes a la UE durante años, básicamente se trata de redefinir las fronteras. Para las aduanas en el Reino Unido, es una situación completamente nueva. Si bien las empresas reciben una confirmación de salida cuando las mercancías se transportan desde la UE a un estado no miembro, las aduanas del Reino Unido actualmente no pueden procesarlo y, por lo tanto, no pueden entregar confirmaciones de importación cuando las mercancías se entreguen en el Reino Unido. Sin embargo, las empresas con sede en la UE necesitan la confirmación de importación como prueba administrativa de la transacción para las autoridades de la UE. En este caso, el e-CMR de TransFollow podría funcionar como una alternativa a la confirmación de importación entregada por las autoridades del Reino Unido, ya que contiene el registro de tiempos y los datos GPS del momento de la firma y ofrece información en tiempo real durante cada paso del proceso de la cadena de suministro. Teóricamente, esto podría compartirse con las autoridades como prueba independiente de exportación ”, explica Ridvan Taci. Pero aunque las consecuencias del Brexit aún no están del todo claras, aconseja a las empresas que digitalicen lo antes posible: “Casi todos los procesos relacionados con la exportación se han digitalizado hasta ahora, siendo el CMR la última parte aún pendiente de la cadena. Es probable que suceda tarde o temprano y, por lo tanto, es una buena idea adelantarse al proceso. Comience a investigar e integrarse lo antes posible, y esté preparado para el momento en el que el e-CMR sea necesario para el transporte internacional por carretera ”.

Las posibles barreras comerciales con el Reino Unido también fueron la razón por la cual diferentes asociaciones abogaron a las Autoridades por la ratificación del protocolo e-CMR: “La decisión del Reino Unido de ratificar el protocolo e-CMR es el resultado de los esfuerzos conjuntos de la IRU junto con sus miembros del Reino Unido, la Asociación de Cargadores y la Asociación de Transporte por Carretera. Este movimiento llega en un momento crucial y contribuirá en gran medida a superar las posibles barreras al comercio derivadas del Brexit. La implementación de e-CMR permitirá que el sector del transporte por carretera continúe haciendo lo que hace mejor: servir a las empresas y a la comunidad ”, comentó Matthias Maedge, Director de Asesoría de IRU en su comunicado de prensa oficial sobre la ratificación del Reino Unido.

El e-CMR facilita procesos con aduanas

Pero convertirse en digital no es solo una inversión en lo que respecta a que podría reemplazar a largo plazo a la prueba de exportación. El e-CMR también puede facilitar el papeleo relacionado con la importación y exportación de bienes. Con TransFollow, el Certificado de origen, por ejemplo, se puede adjuntar fácilmente a un documento de porte específico. Y la probabilidad de que se pierda el papel desaparece, ya que todo se guarda en la plataforma TransFollow durante al menos siete años. Además, los documentos digitales podrían reducir drásticamente el tiempo dedicado a las actividades aduaneras, explica el experto Ridvan Taci:“La logística es un proceso de rápido movimiento, ya que la demanda de los clientes por productos específicos siempre debe satisfacerse lo antes posible para mantenerse competitivo. Sin embargo, las aduanas siempre necesitan algo de tiempo para procesar una importación o una exportación. Naturalmente, esto choca en algún momento del proceso. Esta es la razón por la cual la UE estableció en 2007 el registro de Operador Económico Autorizado (OEA) para empresas. Las empresas registradas tienen varias ventajas en la importación y exportación, como una menor frecuencia de controles en comparación con las empresas no registradas, así como una mayor prioridad. Este sistema ayudó mucho a la las aduanas a acelerar el proceso y asegurarse de que el papeleo estuviera alineado con las transacciones reales de importación y exportación. Sin embargo, con el Reino Unido separándose de la UE, el sistema ahora necesitará procesar una mayor cantidad a diario de importaciones y exportaciones, ya que de repente todos los transportes desde y hacia el Reino Unido ya no serán transacciones dentro de la misma Unión. Esto pondrá a prueba todo el sistema. Al digitalizar documentos, los procesos de control se pueden hacer en tiempo real y mucho más rápido. Pero por el momento, queda en manos de las autoridades averiguar cómo influirá el Brexit en el negocio diario de importar y exportar bienes hacia y desde el Reino Unido «.

La logística está basada en datos

El papeleo relacionado con la aduana se basa en datos, que generalmente se indican en los documentos de porte. El e-CMR de TransFollow contiene todos los datos de un documento de porte en papel y más. Contiene, por ejemplo, la hora exacta y los datos de GPS del momento en que cualquiera de las partes firma el documento y podría, en el futuro, contener los datos de GPS exactos de toda la expedición. Estos datos relacionados con la ubicación, al igual que cualquier otro dato guardado en el e-CMR, no pueden ser alterados después de que se haya firmado la entrega de los bienes. Con esta característica, TransFollow establece el estándar del e-CMR como prueba independiente para el transporte internacional por carretera, dentro y fuera de la UE.

In collabaration with our Dutch Distributor